Hablan sobrevivientes del vuelo del Chapecoense

Hablan sobrevivientes del vuelo del Chapecoense

Nivaldo, tercer portero del Chapecoense, quien no viajó con el equipo y se salvó del accidente que costó la vida a casi todo el plantel, anunció que se retira del futbol.

A un día de la tragedia, el arquero declaró a Télam Radio, en Brasil, que cuando el club vivía el mejor momento de su hsitoria, el accidente se llevó todo.

Nivaldo iba a acompañar al plantel a la final de la Copa Sudamericana, el partido más importante en la historia de un club que en 2009 estaba en cuarta división.

Sin embargo, pidió permiso para separarse para celebrar su cumpleaños, ya que como tercer portero no saldría a la banca.

“Tengo sensaciones mezcladas. Dolor por perder a todos los colegas que eran parte de mi vida, algunos conviviendo conmigo por más de diez años. Es un momento muy difícil.”, comentó.

Nivaldo fue esencial para que el equipo subiera a la primera división en tiempo record. Aunque por su edad, 42 años, ya no ocupaba el puesto de arquero titular.

Continúan investigaciones

Mientras tanto, las investigaciones para averiguar que causó el accidente del vuelo Lamia 933 siguen su curso.

Las dos cajas negras fueron recuperadas sin daños, por lo que en cuestión de horas podrán conocerse todos los datos del vuelo y las conversaciones en la cabina de pilotos.

Sin embargo, se ha filtrado información que parece indicar que el avión se quedó sin combustible y sufrió un fallo eléctrico total.

Esto surgió a partir de una conversación filtrada entre la torre de control y el piloto, donde este pedía que se le permitiera aterrizar al instante, y se le dieran los vectores de la pista.

Aunque esta información se dio, el contacto se perdió cuando la operadora de la torre pedía al piloto su altitud.

Un copiloto que operaba un vuelo de Avianca, que fue desviado para que el avión de Lamia pudiera aterrizar de emergencia, hizo declaraciones que confirman el caso, aunque Avianca dijo que se trataba sólo de la opinión de su empleado, y no de ningún dato oficial, ni de la empresa.

Además, el equipo de rescate informó que no hubo rastros de combustible en el lugar donde la aeronave se estrelló.

Esto puede deberse a diversas causas: fugas, fallos en los sistemas de alimentación de los motores, errores de la tripulación, errores en los cálculos de autonomía del vuelo tras el gasto durante el despegue o que los pilotos vaciaran los tanques ante la inminencia del siniestro, precisamente para evitar el incendio.

Sea como sea la falta de combustible evitó un incendio y permitió que hubiera sobrevivientes.

Las dos personas de la tripulación del avión que sobrevivieron, ambos bolivianos, también ya hablaron a la prensa.

La sobrecargo Ximena Suárez contó que la aeronave se apagó por completo antes de sufrir un fuerte descenso que precedió al impacto.

Erwin Tumiri, técnico de vuelo, aseguró que se salvó por tomar la posición fetal que se indica en caso de emergencia, y contó que varias personas estaban de pie al momento de estrellarse.

 

Comments

comments